enfemeninoplural

Proyecto Colaborativo de Educación Secundaria de Adultos (ESA) & Formación Profesional

MARÍA CASARES: La Republicana Musa del Existencialismo

María Victoria Casares Perez.  Imagen en Dominio Público

María Victoria Casares Pérez. Imagen en Dominio Público

Nació el 21 de noviembre de 1922 en La Coruña. Su padre, Santiago Casares Quiroga, fue ministro del Interior en la II República española. A causa de la actividad política de su padre se trasladaron a Madrid, donde María cursó estudios en el Instituto Escuela. Al estallar la Guerra Civil Española, huyó de España afincándose en Francia.

 Cuando María Casares llega a París apenas conoce un puñado de palabras en francés. En su retina, las imágenes recientes del horror. Su padre le había buscado un trabajo de ayuda humanitaria en el Hospital Oftálmico de Madrid, habilitado para la atención de los heridos que llegaban del frente. María les cambia de ropa, les alimenta, les acompaña y les ve morir entre espasmos y grandes gritos de dolor. Ser hija de Casares Quiroga, jefe de Gobierno de la República con Azaña, hace que su vida corra peligro en España.

Cuenta María en sus memorias que tuvo que ser fuerte en aquellos tiempos, fuerte por su madre y por ella. “Habían salido de la sartén para caer de lleno en las brasas, pues pronto París fue ocupado por los nazis. Cuando miraba por la ventana a los descerebrados haciendo el paso de la oca, por su cabeza pasaban «tristeza por la humanidad y miedo por mi seguridad”

En su apasionante vida encontramos el apasionante episodio de su relación con Sartre, ambos tuvieron un romance de años en el que se unió el amor, el teatro y el escándalo. Sartre llamaba a María “la única” aunque no era verdad, ya que en su corta vida (murió en un accidente a los 47 años) se casó varias veces y tuvo varias amantes “oficiales” entre las que figuraba María….

Sartre y María Casares en París. Imagen: Estevez, Arantxa. María Casares. Colección Mulleres. Edicións A Nosa Terra, 1999, Vigo. pax. 61

  Vitola, como llamaba Casares Quiroga a su hija, mantuvo siempre una fe y un amor intenso por la figura de su padre al que defendió de las múltiples sombras con las que el fascismo cubrió a este hombre republicano, peculiar y muy comprometido…..hasta el punto que en el “II Año de la Victoria” franquista las autoridades municipales de la ciudad de A Coruña deciden arrancar de las hojas del registro el acta  de nacimiento de Santiago Casares Quiroga y borrar para siempre su nombre y su memoria. Años después su hija defendió la figura de su padre y juró no regresar jamás a España ni a su Galicia natal hasta que el dictador muriese y volviese a haber libertades en su país…y así fue, pues María Casares volvió en el año 1977 y dicen las crónicas de los que la conocían que ” lloró mansamente en silencio quizás de alegría o quizás por todos los años s los amigos perdidos”

Sin embargo La Casarès como la conocían en Francia fue un icono del teatro europeo y se relacionó con toda la intectualidad de su época: Sartre, Camus, Cocteau…, recibió múltiples premios y menciones e incluso fue nombrada “Caballero de la Legión de Honor”. 

Cartel película "Las damas del bosque de Bolonia", 1945. Imagen CC.

Cartel película “Las damas del bosque de Bolonia”, 1945. Imagen en CC.

Sin embargo durante años rechazó el pasaporte francés y prefirió conservar su documentación “repubicana” ya sin ningún valor legal . Le gustaba considerarse en su propias palabras “una residente priviegiada”. Como decían los que la conocieron era “muy española para los franceses y muy francesa para los españoles”

________________________________________________________________________

http://elpais.com/diario/1996/11/23/cultura/848703612_850215.html
http://www.culturagalega.org/album/detalle.php?id=14
http://elpais.com/diario/1980/09/30/opinion/339116413_850215.html

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Información